10 de diciembre de 2012

Se trata de soltarse, de caminar libres y autónomos, sin la necesidad ni el peso de otro mortal que agilice o dificulte el andar.
Se trata de  no esperar ya nada de nadie, porque el esperar de los demás trae demasiadas decepciones. 
Se trata de no pasarte la vida soportando cosas sin necesidad. Hay que saber parar, soltar, desterrar.
Se trata de levantarse todas las mañanas estando en armonía con vos mismo, sin haber dejado un gramo de dignidad en charlas que no llevan a nada mas, ya.
Se trata de decir ' chau' o ' ya fue' , pero decirlo de verdad. Sin histeria, sin miedo, con convicción.


No hay comentarios.:

Publicar un comentario