2 de julio de 2012

Tengo ganas de encontrar a alguien. Alguien que me ame.  No importa si es él el indicado o no... no importa.
No importa si no piensa en mi todo el día, o si no sueña conmigo toda la noche. No importa si no puede resolver mis problemas y tampoco me molestaría que no llame a mi teléfono siete veces diarias.
Cuando hablo de encontrar  a alguien me refiero simplemente a eso, encontrar a alguien. Alguien que, aunque no pueda resolver mis problemas los escuche atentamente y me abrace, es todo lo que pido. Alguien que aunque no piense todo el día en mi, siga siendo yo su pensamiento favorito, porque él sería el mio.  Alguien que piense en un nosotros, no en un "yo" y "tu" por separado, jamás. Alguien que pueda vivir sin mí, pero que, sin embargo, elija tenerme con él.
Alguien, cuya única razón para amarme sea porque si; y no porque lo ame yo. 

No hay comentarios.:

Publicar un comentario